Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Buscar en VidaPremium
Síguenos:
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram

Bar de Fuegos Madrid

José A. Prados

21 julio 2021

Facebook Twitter
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto
Valore este artículo:   Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5)

Una propuesta gastronómica desenfadada en la que Mauricio Giovanini elabora platos del mar y la tierra en parrillas de leña y carbón.

La inquietud del cocinero argentino Mauricio Giovanini y su conocimiento del producto han sido determinantes para dar el salto a Madrid tras una dilatada experiencia de años al frente del restaurante Messina de Marbella, donde ha logrado una estrella Michelin. El nuevo proyecto es Bar de Fuegos, en el céntrico y animado barrio madrileño de Chueca (calle Barbieri, 7), un establecimiento que ha abierto sus puertas hace unas semanas con una propuesta gastronómica desenfadada, en la que la materia prima se cocina en directo, a la vista de los clientes que entran.
 
Las parrillas de leña y carbón son un espectáculo para los sentidos, extendiendo un intenso aroma que se percibe nada más traspasar la puerta, y es un placer para la vista ver a los cocineros trabajando con mimo el producto que el fuego deja en su punto justo. La inquietud y las ganas de ir más allá del cocinero Mauricio Giovanni han sido claves para desarrollar un proyecto en el que el origen argentino y los detalles de alta gastronomía son las claves.
 
En la carta de Bar de Fuegos se pueden encontrar propuestas para todos los gustos de buena comida, rústica y exquisita. Son platos clásicos, atemporales y simples que resultan agradables en cualquier momento, sabores del mar y la tierra en los que el toque de un gran maestro y el aroma de la leña se encargan de satisfacer el paladar.
 
Los amantes de la carne disfrutarán mucho en Bar de Fuegos, aunque hay que aclarar que en la carta hay productos para todos los gustos, incluso vegetarianos y los que se vuelven locos con la pizza. Para empezar a picar se puede elegir platos tan atractivos como chipá, nems de langostinos, coliflor asada con especias, brusqueta con berenjena en escabeche o ceviche de corvina.
 
De la parrilla salen carnes variadas como el bife de cuadril, solomillo de ternera, lomo alto argentino, Tomahawk, picantón o pluma, y también pescados como lubina, lomo de atún y calamar. Para acompañar, una variedad de ensaladas, bien a las brasas como la Don Rescoldo con cebollas y pimientos asados, la Buena, totalmente vegetal, con tomates, berenjena, calabacín y zanahorias, y la Mr. Beef, con roast beef de vacío y cogollos de lechuga. También hay ensaladas ‘sin humo’ como la Criolla-Criolla, con tomates y provoleta fundida y la Chinagüera, con col y radicchio marinados.
 
Los sándwiches son otra especialidad de la casa, de presa ibérica, de ternera, de panceta o setas, al igual que las pizzas, realizadas artesanalmente y cocidas en el horno a la brasa, con variedades como de pastrami, vegetal, carrillada de cerdo o de búfala. Y no olvides dejar algo de espacio para los postres caseros como la especialidad de la casa, el plátano a la parrilla con dulce de leche y chocolate, la tarta cremosa de chocolate con helado de vainilla, el budín de brioche y coco o la piña a la parrilla con soda de lima y pisco.
 
El horario de atención al cliente es amplio, como corresponde a un barrio céntrico tan animado, y la decoración –a cargo de Pato Duhalde- anima a quienes pasean por la zona a probar los productos que se cocinan a la vista. La barra que hay delante de la entrada –ahora no se puede emplear por la pandemia- es el punto de unión entre la cocina abierta y el salón interior, todo en un concepto informal, divertido y descontracturado, con cierto aire ‘punk’, en el que el fuego se concibe como algo mitológico. Más información y reservas en www.bardefuegos.com
Leer revistas
Revista nº 101 Descargar revistas
Boletín de noticias

Nombre:

Email:

RSS
RSS Vida Premium