Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Buscar en VidaPremium
Síguenos:
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

Volkswagen Tiguan Allspace TDI 150

José A. Prados

22 septiembre 2018

Facebook Twitter Delicious Digg Reddit StumbleUpon MySpace Technorati
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto
Valore este artículo:   Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5)

Mide 4,70 metros, y al tener una distancia entre ejes mayor, puede añadir una tercera fila de asientos. El motor TDI es un mechero.

Alargando la batalla del Volkswagen Tiguan nace una nueva versión del SUV Premium alemán con un maletero gigante y una tercera fila de asientos válida para dos niños o para realizar cortos trayectos, a cambio de sacrificar el espacio de carga. Los SUV de tamaño más grande están sustituyendo a los vehículos monovolumen, que han desaparecido del mercado, y esta puede ser una buena solución porque ofrece una posición de conducción alta, un habitáculo amplio, un enorme maletero y la versatilidad de tener dos plazas adicionales para cuando haga falta.
 
El Tiguan Allspace únicamente se diferencia de la versión de cinco plazas en que tiene la trasera alargada hasta los 4.701 milímetros (215 más) al crecer la distancia entre ejes en 110 milímetros y ampliar en 115 milímetros el voladizo trasero. A las plazas traseras no es tan sencillo acceder, están más bien reservadas a niños con agilidad que a personas mayores, porque tampoco hay mucho espacio para las piernas.
 
Realmente, es un coche con cinco cómodas plazas y un maletero de gran capacidad que puede llegar hasta los a los 1.760 litros con la segunda y tercera fila abatida, quedando el suelo prácticamente liso, mientras que si ocupamos cinco plazas dispondremos de 685 litros hasta la bandeja y sólo 230 litros si tenemos abiertos los siete asientos.
 
Para nuestra prueba hemos escogido una motorización diesel 2.0 TDI de 150 CV, un motor que resulta ideal para realizar largos viajes y también para moverse en ciudad por el agrado de conducción, suavidad y reducido consumo de combustible. Durante nuestra prueba, de unos 1.200 kilómetros, la mayoría de ellos por autovías y carreteras convencionales, el consumo medio ha sido de 5,2 litros, una cifra que con un motor de gasolina, por muy eficiente que sea, resulta imposible de lograr, y las emisiones contaminantes de este coche nada tienen que ver con el de un diesel de hace una década.
 
El ruido del motor apenas se percibe en el habitáculo una vez que alcanza la temperatura idónea de trabajo, y con 150 CV tiene potencia suficiente para viajar a plena carga y no tener que sufrir a la hora de adelantar un vehículo más lento en una carretera de doble sentido, porque los 340 Nm de par máximo son una garantía de buenas recuperaciones y de un empuje notable cuando lo necesitamos. Las prestaciones están a la altura -204 km/h de velocidad máxima y paso de 0 a 100 en 9,8 segundos en un vehículo que no está pensado para hacer carreras, sino para mantener una buena velocidad de crucero hasta el destino sin un gasto excesivo. En el ordenador de viaje hemos llegado a ver una autonomía de 1.000 kilómetros, y no tuvimos que parar a repostar hasta los 900 kilómetros. Que mejore esto el motor de gasolina más ahorrador.
 
Al tratarse de un tracción delantera no puede garantizar un buen comportamiento fuera del asfalto, únicamente podrá circular por pistas y caminos en buen estado que no requieran de la ayuda del sistema 4Motion que llevan las versiones más potentes.
 
En el interior no encontramos ninguna diferencia respecto al Tiguan de 5 plazas, un salpicadero clásico que podría ser el de un Golf o un Passat, con los ajustes y materiales de buena calidad propios del fabricante alemán y todo muy bien pensado para que el conductor encuentre rápidamente el botón en cada momento.
 
Al ser un modelo nuevo y con plataforma de última modular MBQ de última generación, monta los sistemas de seguridad más avanzados del grupo Volkswagen, entre ellos el asistente de frenada de emergencia con reconocimiento de peatones, el asistente para el mantenimiento de carril (Lane Assist), que funciona de maravilla, incluso con las líneas de la carretera poco visibles, realizando una pequeña corrección en el volante si nos acercamos a la línea con la intención de salir del carril sin antes poner el intermitente. También funciona muy bien el control de velocidad de crucero adaptativo (ACC), que mantiene la velocidad deseada y llega a frenar guardando la distancia de seguridad con el vehículo que nos precede, acelerando de nuevo si fuera necesario para volver a la velocidad fijada. Únicamente faltaría el asistente de ángulo muerto, porque el paquete de seguridad es muy completo.
 
La conectividad con el Smartphone está garantizada al ser compatible con Apple CarPlay y Android Auto, de manera que si conectamos el teléfono con el cable a la toma USB podremos ver reflejadas en la pantalla algunas funcionalidades como la navegación con mapas de Google, música o teléfono manos libres.
 
La gama Tiguan Allspace únicamente está disponible en acabado Advance (desde 34.295 euros) y Sport (desde 38.830 euros), con sistema de tracción 4x2 para las versiones de acceso y 4Motion, así como con cambio manual de 6 velocidades y DSG de doble embrague con 7 marchas.
 
El precio base del Allspace 2.0 TDI de 150 CV en acabado Advance es de 36.090 euros y el equipamiento de serie del Advance ya es muy completo, pues incluye las llantas de aleación de 17” Tulsa con neumáticos 215/65 R17, barras del techo en plata, cristales traseros oscurecidos, luz diurna LED, tercera fila de asientos abatible, cajones bajo los asientos delanteros, luces interiores en el suelo, volante multifunción en cuero, detector de fatiga, asistente de salida de carril Lane Assist, control de crucero adaptativo ACC con limitador de velocidad, sistema de frenada de emergencia en ciudad con detección de peatones, cámara de visión trasera, sistema de aparcamiento asistido Park Assist, freno de estacionamiento eléctrico con función Auto Hold, navegador Discover Media con pantalla táctil TFT de 8” (20,3 cm), 8 altavoces y 2 interfaces USB.
 
Si deseamos el cambio DSG de doble embrague con 7 velocidades, el precio asciende a 38.185 euros. Entre las opciones disponibles, la pintura metalizada tiene un precio de 530 euros (los colores especiales como el Naranja Habanero metalizado son 1.045 euros), las llantas de 18” Dark Graphite son 140 euros más y el R-Line pack sale por 4.600 euros. Además, se pueden añadir sillitas para niños, cofres para el techo y otros detalles que permiten configurar el coche a la medida.
 
Ficha técnica
Volkswagen Tigual Allspace Advance 2.0 TDI 150 CV
Motor
Tipo: diesel, 4 cilindros, turboalimentado
Cilindrada: 1.968 cm3
Potencia: 150 CV a 3500-4000 rpm
Par máximo: 340 Nm a 1750-3000 rpm
Tracción: delantera
Cambio: manual 6 velocidades
 
Dimensiones
Longitud: 4.701 milímetros
Anchura: 1.839 milímetros
Altura: 1.674 milímetros
Batalla: 2.787 milímetros
Maletero: 230/685/1.760 litros
Depósito combustible: 58 litros
 
Prestaciones
Velocidad máxima: 202 km/h
Aceleración 0 a 100 km/h: 9,8 s
Consumo medio: 5.0 litros
Emisiones CO2: 131 g/km
 
Precio: desde 36.090 € (Advance)
 
José A. Pradoswww.vidapremium.com
Leer revistas
Revista nº 101 Descargar revistas
Boletín de noticias

Nombre:

Email:

RSS
RSS Vida Premium