Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Buscar en VidaPremium
Síguenos:
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram

Pila de combustible estacionaria

José A. Prados

16 diciembre 2020

Facebook Twitter
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto
Valore este artículo:   Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5)

Bosch y Ceres Power colaboran en la producción de pila de combustible a gran escala en el año 2024 con tecnología de óxido sodio (SOFC).

La búsqueda de fuentes de energía renovables y más respetuosas con el medio ambiente sigue avanzando, y si la electrificación parece ya un hecho en la automoción, las investigaciones continúan sobre la pila de combustible (fuel cell) en otro tipo de aplicaciones industriales y domésticas, que serían las pilas de combustible estacionarias.
 
El objetivo de Bosch es comenzar la producción a gran escala en 2024 de centrales eléctricas distribuidas basadas en la tecnología de pila de combustible de óxido sólido (SOFC), para lo que ha firmado una alianza con Ceres Power. El primer prototipo ha sido construido con éxito, y ambas empresas pretenden seguir adelante con el proceso de comercialización de pilas de combustible estacionarias que tendrían aplicaciones múltiples en ciudades y a nivel industrial.
 
La capacidad de producción anual se estima en unos 200 megavatios, suficiente para abastecer de electricidad a unas 400.000 personas en sus hogares y la producción de pilas de combustible estacionarias se realizará en las plantas de Bosch en Bamberg, Wernau y Homburg, así como en los emplazamientos de desarrollo de Stuttgart-Feuerbach y Renningen, con una inversión prevista de cientos de millones de euros hasta el año 2024. En la actualidad, 250 empleados de Bosch trabajan en esta nueva y prometedora idea, 150 más que hace un año, y se estima que el mercado de generación de energía descentralizada alcanzará un volumen de 20.000 millones de euros en 2030.
 
La compañía quiere posicionarse como un proveedor de sistemas de pila de combustible estacionarias a través de la creación de valor en el segmento de pilas y módulos. Entre las aplicaciones previstas para esta tecnología SOFC están pequeñas centrales eléctricas distribuidas con conectividad habilitada, que luego se pueden utilizar en ciudades, fábricas, comercios, centros de datos e infraestructura de recarga de vehículos eléctricos.
 
Para ciudades y conurbaciones con altas necesidades energéticas, los sistemas SOFC pueden garantizar suministros de energía sostenible con cero emisiones de óxidos de nitrógeno, partículas y CO2. Con una eficiencia general de más del 85 por ciento, la pila de combustible de óxido sólido es claramente superior a cualquier otro convertidor de energía. Como explica Dr. Wilfried Kölscheid, responsable de pilas de combustible estacionarias en Bosch, “dependiendo de los requisitos de suministro de energía, en el futuro se podrán interconectar plantas con la misma potencia. Esta interconexión crea plantas energéticas virtuales que trabajan juntas para suministrar energía cuándo y dónde se requiera”.
 
Desde agosto de 2018, Bosch y Ceres Power han estado colaborando con éxito en el desarrollo de módulos y pilas de combustible. En otoño de 2019, Bosch comenzó la producción en Alemania de prototipos de sus primeros sistemas de pila de combustible. En enero de 2020, adquirió una participación de alrededor del 18 por ciento de la empresa británica. La alianza se ha ampliado ahora para incluir las fases que conducen, en 2024, a la producción a gran escala. Los acuerdos especifican cómo Bosch utilizará más la tecnología de su socio Ceres Power. “Estamos orgullosos de haber alcanzado este hito en colaboración con nuestro importante socio Bosch. La combinación de la tecnología innovadora de Ceres con la experiencia en fabricación de Bosch, ha hecho posible crear sistemas pioneros de pila de combustible estacionarios que ayudarán a superar los desafíos globales de la transición energética”, dice Phil Caldwell, director ejecutivo de Ceres Power. "Esperamos continuar nuestra estrecha colaboración con Bosch".
Leer revistas
Revista nº 101 Descargar revistas
Boletín de noticias

Nombre:

Email:

RSS
RSS Vida Premium