Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Buscar en VidaPremium
Síguenos:
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram

Muebles Keter en acabado metálico

José A. Prados

19 marzo 2020

Facebook Twitter
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto
Valore este artículo:   Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5) Valorado (3/5)

Las líneas de producto para exterior Metalix, Metaline y Metalea tiene la textura del hierro fundido y las ventajas del polipropileno.

En general, los muebles de metal son robustos y aparentemente resistentes, hasta que aparece el óxido y comienzan a deteriorarse. La solución la tiene Keter con su nueva línea de mobiliario en resina con acabado imitación a metal en tres propuestas que aúnan las ventajas de un diseño atractivo, un precio competitivo, durabilidad y fácil mantenimiento.
 
La nueva generación de muebles se agrupa en tres líneas de producto (Metalix, Metaline y Metalea), todos fabricados con materiales de alta tecnología y acabados metálicos. Tienen la textura del hierro fundido, pero con todas las ventajas del polipropileno, es decir, sin mantenimiento, muy resistentes ante cualquier climatología, duraderos y con los diseños más actuales.
 
El uso de estas resinas en los muebles de exterior tiene numerosas ventajas, entre ellas olvidarse de todas las manchas que produce el óxido y el cuidado frente a los elementos meteorológicos, puesto que son resistentes a la lluvia y el sol, sin deformarse ni perder el color original.
 
Los diseñadores de Keter se han inspirado en la tradición del hierro fundido a la hora de crear una colección de mesas y sillas que resultan modernos y funcionales, con un toque vintage que resulta perfecto para interior y exterior. Las sillas tienen un diseño ergonómico, muy cómodo, gracias a los reposabrazos, y son resistentes –soportan hasta 120 kilos-, además de prácticas al poder apilarse cuando están recogidas, sin ocupar apenas espacio. Los precios en las líneas Metalix y Metaline, desde 29,99 euros unidad, y en Metalea, desde 149 euros. Más información en la página web de Keter.  
Leer revistas
Revista nº 101 Descargar revistas
Boletín de noticias

Nombre:

Email:

RSS
RSS Vida Premium