Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Buscar en VidaPremium
Síguenos:
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

Fiat Tipo SW 1.4 GLP vs 1.6 Multijet

J.A. Prados / F. Prieto

28 febrero 2018

Facebook Twitter Delicious Digg Reddit StumbleUpon MySpace Technorati
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto
Valore este artículo:   Valorado (5/5) Valorado (5/5) Valorado (5/5) Valorado (5/5) Valorado (5/5)

Comparamos dos modelos exactamente iguales con motor de GLP y diésel y comprobamos que el gas es más económico.

Los vehículos con motores diésel están sufriendo una fuerte contestación a raíz de los acontecimientos sucedidos, en primer lugar con el ‘diéselgate’ y en segundo lugar, las directrices políticas que se están llevando a cabo en los países europeos. Y la tendencia en nuestro país, y en otros de la eurozona, apunta a una ‘demonización’ de los vehículos con motor diésel, según especifican, por la alta contaminación, algo en lo que los fabricantes de coches no están de acuerdo pues los motores que cumplen la norma Euro 6 y llevan catalizador de urea son menos contaminantes que los motores de gasolina.
 
En este contexto, vemos que el mercado de coches nuevos está variando los porcentajes de vehículos con motor diésel sobre el total de ventas y ya ha pasado de un 70 o 72 % de coches con esta motorización, a unos porcentajes que oscilan alrededor del 60%, con un aumentos de los vehículos con motores de gasolina pues los híbridos y eléctricos todavía tienen porcentajes poco significativos. En esta situación, tenemos diferentes motorizaciones alternativas, híbridos, híbridos enchufables, eléctricos, célula de combustible y motores dual fuel con gas y gasolina.
 
Con la situación actual del mercado, nos hemos decidido a realizar una comparativa de un coche con motor diésel frente a uno con motor bi-fuel, gasolina y gas. La pregunta puede ser; ¿por qué coches con gas? Hay varias razones, los vehículos con célula de combustible no están disponibles en nuestro país por la falta de infraestructura para el suministro, los híbridos -enchufables o no- tienen un precio de adquisición elevado y el coste operativo es alto, los eléctricos tienen coste elevado y sólo nos soluciona para transporte urbano. Los vehículos con motorización de gasolina/gas, tienen un coste muy aceptable, hasta el punto de que en la mayoría de las ocasiones es más bajo que las motorizaciones diésel. Disponemos de dos tipos de gas, GLP (Gas Licuado de Petróleo) y gas natural que puede ser GNC (Gas Natural Comprimido) para vehículos particulares o reconvertidos y GNL (Gas Natural Licuado) para vehículos pesados; GNC está a 200 Kg/cm2 y el GNL es el mismo gas natural pero líquido pues se inyecta en los motores de los camiones junto con el diésel.
 
Como gotas de agua
En esta ocasión, hemos seleccionado un modelo del grupo Fiat, el Tipo en la versión diésel y en la versión GLP con carrocería Station Wagon y ambos con la misma potencia de 120 CV (88 Kw). El modelo diésel utilizado ha sido el Tipo Station Wagon Multijet II 120 acabado Lounge, este coche dispone de un motor 1.6 litros con una potencia de 120 CV (88 Kw), un par de 320 Nm y un depósito de combustible de 50 litros.
 
El modelo de gas utilizado ha sido el Tipo Station Wagon GLP 120 acabado Lounge, dispone de un motor con 1.4 litros de cilindrado con una potencia de 120 CV (88 Kw) y un par de 215 Nm. En este caso, disponemos de un depósito de 50 litros de gasolina y otro de gas GLP con una capacidad de 30 kg que va situado en el hueco de la rueda de repuesto, debajo del maletero, de manera que tiene que llevar obligatoriamente un kit de reparación de pinchazos, pero no pierde espacio de carga.
 
Los vehículos probados solamente se diferencian en la motorización pues los acabados son exactamente igual, disponiendo de carrocería tipo familiar con 5 plazas y un maletero de 550 litros. Y, curiosamente, coinciden hasta en el color, como se puede ver en las fotografías. Ambos coches son muy cómodos de conducir con un cambio manual de seis velocidades muy suave, tienen un buen comportamiento, tanto en ciudad como en carretera y son confortables en cualquier circunstancia. El diésel resulta un poco más ruidoso por el tipo de motorización que lleva, no llegando nunca a ser molesto. El que lleva motorización de gas es muy silencioso y por tanto muy agradable en el uso diario.
 
En las prestaciones tampoco hay diferencias, aunque si hay que dar un ganador sería el diésel porque cuenta con un par máximo de 320 Nm que se traduce en un mayor empuje cuando el coche necesita fuerza, por ejemplo, a la hora de realizar un adelantamiento en carreteras convencionales o con mucha carga. A cambio, el de gasolina tiene un funcionamiento más silencioso y suave.
 
Hablemos de precios
Según el configurador de Fiat en su página web, en el momento de escribir la prueba, el modelo de GLP en acabado Lounge, que es el más completo, se puede adquirir desde 21.410 euros con los descuentos promocionales de la marca incluidos, 1.000 euros menos que su homólogo con el motor diésel. En ambos casos el equipamiento de serie es muy completo, pues cuenta con llantas de aleación de 17”, tapicería de tela y en opción de cuero negro (desde 935€), asiento del conductor regulable en altura, cuadro de instrumentos con pantalla de 3,5”, UConnect Live Services, radio VP2 con pantalla de 7”, climatizador automático, elevalunas eléctricos en las 4 ventanillas, espejos exteriores eléctricos desempañables, volante multifunción regulable en altura y profundidad, espejos retrovisores en el color de la carrocería, faros delanteros con luz diurna LED, control de estabilidad y sensor de presión de neumáticos.
 
La prueba
Hemos realizado la prueba con ambos coches, en iguales circunstancias, es decir uno detrás de otro y por tanto han sido totalmente equiparables los resultados, realizado recorridos por autovías, vías rápidas, carreteras secundarias y ciudad con una relación de 60% ciudad y 40% carretera. Hemos tratado de respetar los límites de velocidad en todo momento y se ha realizado una conducción normal, similar a las condiciones reales.
 
Con la motorización diésel hemos obtenido un consumo medio de 6,2 l/100 km aunque en carretera puede llegar a bajar a 4,5 l/100 km. Con la motorización a gas, solo utilizando este combustible y nunca gasolina excepto para el arranque en frio que lo realiza con gasolina, hemos obtenido un consumo medio de 9,79 l/100 km. El depósito de GLP tiene una capacidad de 30 litros y llenarlo cuesta 18,6 euros (con el precio a 0,62€), pudiendo recorrer entre 320 y 390 kilómetros con un tanque, en función del trazado y del estado del tráfico. Una pena que no sea mayor el tanque de GLP para no tener que ir tan a menudo a repostar.
 
Costes de explotación
Para analizar cuál de ellos resulta más económico tendremos que mirar detalladamente los costes de explotación, o para entendernos, cuánto nos cuesta circular un uno de estos coches serían los que podemos ver a continuación.
 
Con 15.000 km/año y amortización del vehículo a 5 años:
Para la motorización diésel el precio de adquisición, con todas las promociones de fábrica, es de 15.689 euros. Repartido linealmente en los 5 años con el kilometraje apuntado y los consumos obtenidos en la prueba, sale un coste por kilómetro de 0,422 euros. Si miramos el coste por cada 100 km es 42,2 euros.
 
Para la motorización de GLP, con un precio de adquisición de 14.507 euros. Repartiendo linealmente en los 5 años de amortización y teniendo en cuenta el consumo obtenido en la prueba, sale un consumo por kilómetro de 0,378 euros. El coste por cada 100 km es 37,8 euros.
 
Si analizamos únicamente el coste de combustible por cada 100 km, es decir lo que nos cuesta reponer combustible por cada 100 km, sin tener en cuenta el precio del coche, sería para el diésel 7,19 euros/100 km. Para el coche con motorización de gas 5,88 euros/100 km.
 
Conclusiones
Podemos comprobar, por las pruebas realizadas reales, que un coche con motorización a gas, en nuestro caso GLP, es una opción muy a tener en cuenta a la hora de realizar la adquisición de un nuevo coche. Adicionalmente, esta motorización tiene otras ventajas:
- Pegatina ECO de la Jefatura de Tráfico.
- Descuento del 50% en los aparcamientos controlados.
- Entrar en la ciudad con niveles de contaminación 3 y 4.
- Entrada en las zonas APR, paso exclusivo de residentes, hasta las 15,00 horas todos los días.
- Tarjeta de la empresa Repsol con un descuento del 10% en el precio del gas en cada repostaje hasta consumir 700 euros.
 
Para los que piensen que hay pocos surtidores con gas, existen varias aplicaciones de teléfono móvil que nos permiten ver dónde disponemos de este combustible en Europa  y su precio, PitPoint, Ecomori.net, CocoGas, o Fuel Flash, entre otras. Hay muchas disponibles tanto en Apple Store como en Google Play que permiten realizar búsquedas de estaciones de servicio por áreas, planificar viajes, búsqueda de la estación más cercana, etc. Esperamos que esta prueba sirva para dar un poco de luz tanto a nivel ecológico como de beneficio para el bolsillo, nuestra intención es realizar otras comparativas similares que puedan beneficiar a los usuarios.
 
FICHA TÉCNICA
                                   1.4 GLP                      1.6 Multijet
Dimensiones
Longitud                    4.571 mm                   4.571 mm
Anchura                     1.792 mm                   1.792 mm
Altura                         1.514 mm                   1.514 mm
Batalla                        2.638 mm                   2.638 mm
Peso                           1.470 kg                     1.470 kg
Maletero                     550 l                           550 l
Depósito                     50 l + 30l gas              50 l
 
Motor
Tipo                            gasolina                      diésel
Cilindros                     4, en línea                   4, en línea
Cilindrada                  1.368 cc                      1.598 cc
Potencia                      120 CV                       120 CV
Par máximo                215 Nm                      320 Nm
 
Prestaciones
Velocidad máxima      200 km/h                   200 km/h
Aceleración (0-100)    10,3 s                         10,1 s
Consumo medio         4,7 litros                     4,4 litros
Emisiones CO2          135 g/km                    98 g/km
Normativa                   Euro6                         Euro 6
 
Precio
Acabado Lounge        21.410€                      22.410€
 
F. Prieto/ J.A. Pradoswww.vidapremium.com
Leer revistas
Revista nº 89 Descargar revistas
Boletín de noticias

Nombre:

Email:

RSS
RSS Vida Premium