Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Buscar en VidaPremium
Síguenos:
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram

Dynabook Tecra X40-F

José A. Prados

26 marzo 2020

Facebook Twitter
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto
Valore este artículo:   Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5)

Probamos uno de los primeros equipos de la nueva marca (antes Toshiba), potente, ligero y preparado para un uso profesional.

La adquisición de la división de ordenadores portátiles Toshiba por parte de Sharp dio lugar al nacimiento de una nueva marca, dynabook, que toma el relevo a un referente en este sector durante más de tres décadas y con más de cinco millones de portátiles vendidos en todo el mundo. La tarea de posicionar una marca nueva en el mercado no es nada fácil, pero la ventaja de dynabook es que nace con el respaldo y el prestigio de Toshiba, muy conocida en el ámbito profesional.
 
Los primeros modelos que han llegado al mercado español bajo la nueva denominación dynabook pertenecen a las familias Portégé (X30F y A30E) y Tecra (X40-F), a los que en los próximos meses se unirán nuevos modelos, todos con la tecnología más avanzada y los mejores componentes para seguir ofreciendo una gran calidad, rapidez y seguridad a los usuarios de este tipo de dispositivos, que sigue en alza por la gran movilidad en los puestos de trabajo.
 
Durante unas semanas hemos tenido ocasión de probar uno de los primeros dynabook a la venta en el mercado español, el X40-F, un portátil de gama alta enfocado a la productividad, equipado con los mejores componentes y la máxima seguridad para proteger el acceso a la información y su transmisión en cualquier lugar.
 
El diseño es lo primero que llama la atención, de líneas sencillas y curvadas para un mejor manejo, y el nuevo logo de dynabook en la cubierta, algo que todavía nos resulta extraño, pero nos acostumbraremos muy pronto. Con un grosor de tan solo 16,9 milímetros, es de los más finos del mercado, y también de los más ligeros, pues pesa únicamente 1,25 kilos.
 
El acceso es rápido, basta pulsar el botón de arranque situado en la parte superior del TouchPad y en unos segundos tenemos el equipo listo, siempre que reconozca la huella del usuario en el lector, que no va integrado en el botón de inicio o mediante reconocimiento facial. Equipado con procesadores Intel Core de 8ª generación, el funcionamiento resulta rápido en todo momento, incluso trabajando con varios programas a la vez y manejando fotografías o vídeos pesados en procesos de edición.
 
La unidad de nuestra prueba llevaba el procesador Intel Core i5-8265U de 8ª generación con velocidad de reloj 1,60/3,90 Turbo GHz y caché de 3er nivel 6 MB, memoria de 8 GB DDR4 2400 MHz y sistema de almacenamiento de 512 GB con tecnología M.2 SATA, tarjeta gráfica Intel UHD Graphics 620 y sistema operativo Windows 10 Pro 64 bits. Una pena que todavía no estén disponibles los procesadores Intel de 10ª generación, que mejorarían el rendimiento de un equipo que ya brilla en este aspecto.
 
La pantalla de 14 pulgadas tiene un tamaño de 35,6 centímetros, ocupando la práctica totalidad de la superficie de la tapa, por lo que el equipo resulta bastante compacto. Tiene una resolución Full HD (1920 x 1080) en formato 16:9 con retroiluminación y tecnología antirreflectante que mejora la visualización, incluso cuando la luz incide directamente en ella. En la parte superior, centrada, está situada la webcam integrada de 0,9 MP con infrarrojos para reconocimiento facial mediante Windows Hello e Intel Authenticate, además de micrófonos duales que mejoran la calidad del sonido en las videoconferencias, y lo único que echamos de menos es un sistema que cancele la cámara cuando no se usa, algo que ya está disponible en otras marcas Premium.
 
A pesar del tamaño tan delgado del chasis, en color azul con las bisagras en dorado, una combinación acertada y elegante, integra todo tipo de interfaces para asegurar la máxima conectividad con dispositivos externos: USB 3.0, HDMI compatible con 4K, conector para auriculares y micrófono externo, ranura micro SD y 2 conectores Thunderbolt 3 (USB 3.1 Tipo C de 2ª generación) compatible con transferencia de vídeo.
 
La carga se realiza mediante un alimentador USB tipo C y la batería de iones de litio de 4 celdas tiene una duración máxima de 12 horas según indica el fabricante, que en la realidad del uso diario se limita a unas 10 horas, como ha sucedido en nuestra prueba. Es una buena autonomía, que permite realizar un viaje de negocios pasando la noche fuera sin necesidad de tener que llevar el cargador en la maleta.
 
Y si queremos ver vídeos o escuchar música en los momentos de ocio, este equipo trae un sistema de altavoces estéreo Harman Kardon integrados con DTS Sound para un sonido envolvente y control de volumen por teclas de acceso rápido.
 
El precio de un equipo de estas características es elevado, 2.129 euros con la configuración de procesador Intel Core i7-8565U, memoria RAM de 16 GB, disco duro de 1 TB de capacidad + 32 GB (SSD + Optane) PCle Optane, pantalla Full HD de 14 pulgadas antirreflejos y sistema operativo Windows 10 Pro 64 bits. Al adquirirlo en la página web de la firma hay un regalo de un disco duro externo de 1 TB. La garantía oficial se puede ampliar con una extensión de garantía de dos años (56 euros), tres años (86 euros) o cuatro años (167 euros) para una tranquilidad absoluta.
 
Las medidas de seguridad son muy elevadas, pues se incluyen en la configuración Smart Card, lector de huellas digitales integrado en el TouchPad, cifrado avanzado (TPM 2.0 CC Certified), webcam con infrarrojos para reconocimiento facial, BIOS de Toshiba y ranura para candado Kensington.
 
Ahora la pregunta es si merece la pena invertir tanto dinero en un equipo como este. Y la respuesta es complicada, porque se trata de un portátil de alta calidad, muy recomendable si no hay problemas de presupuesto, siempre que se le vaya a dar un uso profesional, pues para entretenimiento hay equipos más baratos y con un rendimiento similar. Más información en es.dynabook.com
Leer revistas
Revista nº 101 Descargar revistas
Boletín de noticias

Nombre:

Email:

RSS
RSS Vida Premium