Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Buscar en VidaPremium
Síguenos:
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram

Audi R8 V10 RWS

José A. Prados

13 septiembre 2017

Facebook Twitter
Imprimir este artículo Enviar a un amigo Aumentar texto Reducir texto
Valore este artículo:   Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5) Valorado (4/5)

El modelo más deportivo de la gama aligera 50 kilos para convertirse en tracción trasera y ofrecer una conducción más pura.

Será una edición limitada de 999 unidades para clientes que buscan sensaciones más puras a través de la propulsión trasera, un exclusivo coche para conductores experimentados que sabrán apreciar las virtudes del motor V10 en posición central con un ahorro de peso de 50 kilos. El precio para el mercado español partirá de 165.600 euros en el R8 V10 RWS Coupé y desde 180.250 euros en el Spyder.
 
El objetivo de Audi ha sido trasladar la experiencia del R8 LMS de carreras al asfalto y que lo puedan disfrutar sus clientes en una edición numerada que incluye la placa del 1 al 999 en el salpicadero. La novedad reside en que el motor V10 5.2 FSI de 540 CV y 540 Nm a 6.500 rpm entrega el par a las ruedas traseras, prescindiendo de la tracción total quattro que llevan sus hermanos desde el lanzamiento. De esta manera, acelera de 0 a 100 km/h en 3,7 segundos y alcanza una velocidad máxima de 320 km/h (318 km/h en carrocería Spyder), con un consumo medio de 12,4 litros y unas emisiones de CO2 de 283 g/km.
 
Ahora pesa 1.590 kilos, 50 menos al eliminar elementos como el árbol de transmisión, embrague multidisco o diferencial central, situando el reparto de peso en 40/60, con ajustes en chasis especialmente adaptados a la configuración de propulsión trasera. Los reglajes y sistemas de control del chasis permiten realizar derrapajes controlados si el conductor elige el modo “dynamic” en el sistema de control dinámico de la conducción Audi drive select –de serie– y selecciona el programa “Sport” en el Control de Estabilización ESC, que interviene al límite. En la dirección de asistencia electromecánica no se producen movimientos indeseados del volante al acelerar, lo que permite un manejo preciso.
 
El Audi R8 V10 RWS se distingue por la parrilla Singleframe frontal acabada en negro mate, un color que se extiende a las tomas de aire de la parte delantera y trasera del coche, mientras que el sideblade superior del Coupé está rematado en negro brillo y el blade inferior en el color de la carrocería. Se puede solicitar con la banda de color rojo que recorre el capó –como en las imágenes de este artículo- y en el interior los asientos van tapizados en cuero y Alcántara, pudiendo solicitarse opcionalmente unos asientos tipo baquet. Equipa de serie llantas de aleación de 19 pulgadas acabadas en color negro con diseño de cinco radios en V y neumáticos 245/35 en el eje delantero y 295/35 en el trasero.
Leer revistas
Revista nº 101 Descargar revistas
Boletín de noticias

Nombre:

Email:

RSS
RSS Vida Premium