Martes, 1 de diciembre de 2020
Tecnología

Hidrógeno en el transporte pesado

Hidrógeno en el transporte pesado
Camión de 25 toneladas desarrollado por Toyota e Hino

La pila de combustible se ha implantado en un camión de gran tonelaje sin emisiones que han desarrollado conjuntamente Toyota e Hino.
VidaPremium / Actualizado 30 abril 2020
El fututo del transporte por carretera avanza hacia un nuevo modelo en el que la electricidad será la clave, y si en los turismos ha avanzado notablemente, en el transporte pesado las cosas van algo más lentas con leves indicios por parte de algunos fabricantes que ya anuncian modelos completamente eléctricos. Pero hay una tecnología que puede marcar la clave, el hidrógeno mediante célula de combustible, en la que compañías como Toyota han desarrollado algunas pruebas piloto.
 
Toyota Motor Corporation e Hino Motors, Ltd. han acordado desarrollar conjuntamente un camión de gran tonelaje de pila de combustible de hidrógeno e impulsar iniciativas para probar su uso práctico. Ambas compañías tienen en mente unos ambiciosos objetivos para reducir sus emisiones de CO2 en los próximos 30 años y el reto mejorar sustancialmente el rendimiento de los camiones de gran tonelaje, donde la tecnología de pila de combustible será clave para conseguirlo.
 
Los camiones de gran tonelaje se usan habitualmente para el transporte por carretera y, por eso, deben ofrecer una buena autonomía y una gran capacidad de carga, así como la posibilidad de repostar rápidamente. Por este motivo, los vehículos de pila de combustible, que funcionan a base de hidrógeno que tiene una mayor densidad energética, se consideran más eficaces: emplean la motorización óptima para garantizar un respeto excepcional al medio ambiente y la funcionalidad necesaria para un vehículo comercial en términos de autonomía y capacidad de carga.
 
El camión de gran tonelaje de pila de combustible que proyectan Toyota e Hino aprovecha al máximo las tecnologías que ambas han desarrollado durante años. El chasis se ha diseñado especialmente con una configuración óptima para un vehículo de pila de combustible y se está trabajando para reducir el peso total y garantizar una capacidad de carga suficiente.
 
El sistema está equipado con dos grupos de pila de combustible de Toyota, desarrollada recientemente para la segunda generación del Toyota Mirai, e incluye un control de tracción que aplica tecnologías de vehículos híbridos pesados, desarrolladas por Hino. Por otra parte, la autonomía rondará los 600 km, con el objetivo de alcanzar un alto nivel tanto en términos de respeto medioambiental y funcionalidad como vehículo comercial pesado.
 
El hidrógeno se almacena en un tanque especial de alta presión (70 MPa) y gran capacidad, acumulando la energía eléctrica generada en baterías de iones de litio, y un motor eléctrico síncrono CA se encarga de mover a este camión de 12 metros de longitud que puede transportar hasta 25 toneladas sin emisiones contaminantes a la atmósfera.
 
Toyota e Hino posicionan el hidrógeno como una importante fuente de energía para el futuro y han colaborado en el desarrollo de tecnologías y en la generalización de los vehículos de pila de combustible durante más de 15 años, desde que realizaron las primeras pruebas de demostración conjuntas con un autobús de pila de combustible de hidrógeno en 2003. Ahora, Toyota e Hino refuerzan su colaboración y aceleran los esfuerzos encaminados a la consecución de una sociedad basada en el hidrógeno.